secciones

HISTORIAS DE NUESTRA HISTORIA

ANH

PUEBLOS DE ESPAÑA

HISTORIA DE ESPAÑA

El favor denegado

¿Me puedes hacer un favor? Lee este artículo detenidamente hasta el final. Si no lo haces, no vuelvas más por aquí. Te retiro mi amistad para siempre.


Rudy Spillman



Sé que quienes me conocen estarán pensando que en estos precisos momentos escribo desde mi internación en algún instituto neuropsiquiátrico por haberme vuelto loco. Pero no, esto no es así. Todavía no.
De este pequeño conjunto de frases con el que comienzo el post se pueden aprender varias cosas. La principal de ellas consiste en las constantes contradicciones en las que incurrimos los humanos y de las que pareciera que no deseamos salir.

He traído estas cuatro primeras oraciones con las que comienzo mi escrito a los efectos de que analicemos juntos su contenido:

Empiezo pidiendo de ustedes un favor pero luego de inmediato los amenazo con una represalia en caso de no ser satisfecho en mi pedido. En realidad, lo que yo llamo "favor" es una "exigencia". Un favor es un pedido de prestación de servicio o entrega de algo material o no y puesto a consideración del eventual benefactor teniendo en cuenta la posibilidad de una respuesta tanto afirmativa como negativa. Si sólo aceptamos la primera no estaremos pidiendo un favor sino exigiendo algo en nombre de una amistad, relación familiar, favor brindado por nosotros con anterioridad, o cualquier otra excusa. En el caso específico de que el pedido se sustente en un favor hecho por nosotros con anterioridad y en nombre del cual a título de reproche realizamos el reclamo quedará en ese momento al descubierto que el tan mentado favor que creemos haber desinteresadamente realizado no era en nuestro inconsciente más que un "trueque" a futuro: "Yo te hago el favor hoy, pero tú quedas en deuda conmigo para mañana". Esta actitud no reviste ningún tipo de favor. Más se parece a una transacción comercial.

Bueno, aunque se me pueda acusar de no haberme apurado demasiado en aclararlo diré que todo parecido del texto al comienzo de esta nota, con la realidad es pura coincidencia. Siempre he sido y continúo siendo respetuoso de la libertad de cada uno a hacer lo que le plazca. Y me alegro de que así sea. Y de que cada vez que alguien me niega un favor me invada la seguridad de que por algún motivo que no necesito conocer, no ha podido hacérmelo. Es mucho mejor y seguramente más cierto que comenzar con esas acostumbradas cavilaciones que nos llevan a suponer que por algún vil motivo no ha querido hacérmelo. Y nuestro hasta ayer amigo de pronto se vea convertido sin razón, en enemigo.

De esa manera es como muchas veces vamos envenenando nuestro corazón con pensamientos que crean sentimientos en nosotros que no hacen más que ayudarnos a vivir una vida cada vez más miserable. Y lo más triste es que pensamos que han sido provocadas por los demás cuando en realidad siempre se originan en nosotros mismos.


* Miembro de la Asociación Israelí de Escritores en Lengua Castellana (AIELC).
* Miembro de Escritores Club (Agrupación de Escritores Independientes de Habla Hispana).
* Asesor de la Academia Filosófica Hebrea "Sinaí".


Ver otras entradas de Rudy Spillman en Curiosón

NUESTRO PERIÓDICO

Montaña palentina: Belleza y Arte

Entradas relacionadas:

RECORDANDO HISTORIAS - PRIMERAS ENTRADAS DEL BLOG

TE PUEDE INTERESAR

HISTORIAS Y ENSAYOS

CITADOS EN OTROS MEDIOS

REVISTA PERNIA

revista literaria pernía

Bienvenido

Puedes seguirnos en las redes sociales o suscribirte al feed.

¡Suscríbete a nuestro blog!

Recibe en tu correo las últimas noticias del blog. Sólo ingresa tu correo para suscribirte.